Pos-Covid-19, ¿qué pasará?

Para entender qué pasará, debemos observar qué está pasando con el conocimiento de qué ha pasado, lo cual nos lleva a la conclusión que no podremos contestar hasta dentro de un tiempo que conozcamos realmente lo sucedido y lo hayamos asimilado.

Pero podemos observar, y haciendo ese ejercicio vemos cómo muchos hospitales han transformado sus salas de visitas de oncología y consejo genético en salas de atención para la Covid-19. Como, por necesidad, los hospitales de día eran trasladados a otras zonas, menos adecuadas y reducían al mínimo imprescindible los tratamientos. Como las visitas programadas eran desprogramadas dejando únicamente agendadas  aquellas que eran realmente imprescindibles. Como muchos pacientes iniciaban una nueva línea de comunicación con su equipo de profesionales a través de las nuevas tecnologías. Como estos pacientes iniciaban relaciones con otros a través de las redes sociales. Como las acciones sociales solidarias han puesto su punto de mira en las posibles pandemias. Como la investigación ha realizado un giro forzado, de atención y recursos hacia lo vírico.Como…. ¿volverá todo a ser como antes?

La Covid-19 no ha hecho más que acelerar el proceso de cambio, lo que debería haber pasado en una década ha pasado en un mes. ¿Lo hemos asimilado? La respuesta es, estamos en ello, pero lo haremos más rápido que tarde.

En todo este entorno, se prevén cambios importantes, y uno de ellos va a ser la posición del paciente en la gestión de su enfermedad, seremos parte mucho más activa y todos tenemos que poner de nuestra parte:

  • los equipos profesionales dándonos acceso y medios para relacionarnos con ellos,
  • las entidades de pacientes ofreciendo información veraz y contrastada, como fuente y vehículo de conocimiento para el paciente,
  • la industria, ayudando a las entidades, tanto en recursos como en contenido,
  • y el paciente, siendo partícipe activo, asimilando, reflexionado y personalizando toda la información que recibe.

No, nada volverá a ser como antes, pero con la implicación de todos, puede ser, que estemos construyendo un camino mejor. Hay mucho que hacer…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *