#tuereslaprotagonista

Cirugía y Reconstrucción Mamaria

¿ Qué es la Reconstrucción Mamaria?

La reconstrucción mamaria es un tipo de cirugía para mujeres a quienes se les ha realizado una mastectomía o extirpado parte del seno (tumorectomía o cirugía con conservación del seno).

Esta reconstrucción la realiza un cirujano plástico, el cual reconstruye la forma del seno intentando mantener la simetría respecto a la mama contralateral. En la reconstrucción también se incluye el pezón y la areola.

Si estás considerando someterte a una cirugía reconstructiva, habla con tu cirujano, al igual que con un cirujano plástico que tenga experiencia en la reconstrucción de senos antes de la cirugía. Esto permitirá al equipo de cirujanos planificar el tratamiento más adecuado para ti, pues valorarán si eres candidata a reconstrucción o no, y te aconsejarán si se puede realizar la reconstrucción de forma inmediata (a la misma vez que la mastectomía: Reconstrucción Inmediata) o si debido al tipo de tratamiento tienes que esperar y someterte a la cirugía reconstructiva posteriormente (Reconstrucción Diferida).

¿Qué beneficios tiene la reconstrucción mamaria?

Las mujeres que optan por la reconstrucción mamaria lo hacen para sentirse más cómodas con sus cuerpos y consigo mismas al recuperar permanentemente la forma de sus senos.

 

La reconstrucción después de una mastectomía: puede mejorar la percepción sobre la apariencia propia y renovar tu autoestima. Las mamas han de ser bastante semejantes en tamaño y forma, de manera que te sientas satisfecha en cuanto a tu imagen corporal cuando uses un sujetador adecuado con la ropa que vistes.

IDEAS IMPORTANTES A TENER EN CUENTA:

El conocer tus opciones de reconstrucción antes de la cirugía puede ayudarte a prepararte con una perspectiva más realista de los resultados. Existen conceptos importantes que debes considerar para adecuar las expectativas que se han de tener ante una reconstrucción mamaria:

– Puede que el resultado no sea el esperado, pues la mama reconstruida no será un copia exacta de la mama previa, aunque generalmente las mujeres que optan por una reconstrucción quedan muy satisfechas.

– La cirugía de cáncer y la cirugía reconstructiva dejarán cicatrices en la mama, axila y cualquier área donde se tomó tejido para crear la nueva forma de la mama (zona donante de tejido) aunque dichas cicatrices se atenuarán con el tiempo.

– El seno reconstruido no tendrá la misma sensibilidad ni textura de la mama natural, aunque con el transcurso del tiempo, la piel puede volverse más sensible.

CONSULTA PREVIAMENTE CON TU CIRUJANO PLÁSTICO

  • Puede que tus cirujanos te sugieran esperar un tiempo antes de someterte a la reconstrucción, sobre todo si fumas o tiene otros problemas de salud asociados. Para conseguir una mejor recuperación, se aconseja dejar de fumar al menos dos o tres meses antes de realizar la cirugía reconstructiva.
  • Así mismo, es posible que no se te puedan realizar ciertas técnicas de reconstrucción si estás muy obesa, demasiado delgada, o padeces problemas de circulación sanguínea.
  • En ocasiones, el cirujano puede sugerir una cirugía de remodelación de la mama contralateral para que ambos senos luzcan similares. Esto podría incluir: reducción o aumento de su tamaño, junto a elevación del seno.
  • Si fuera preciso un tratamiento de Radioterapia después de la cirugía: los cirujanos plásticos desaconsejan la reconstrucción inmediata, ya que esto puede causar problemas después de la cirugía y por tanto las posibilidades de éxito son más bajas.

¿La reconstrucción mamaria puede aumentar la recaída de la enfermedad?

En principio, el hecho de reconstruir la mama no debe influir en la reincidencia de la enfermedad.

Si el cáncer regresa, las mamas reconstruidas no han de causar problemas con los tratamientos de quimioterapia o radioterapia.

Si estás considerando la reconstrucción mamaria, ya sea con un implante o con tejido propio, tienes que saber que, generalmente la reconstrucción no oculta una recidiva del cáncer de mama. Una vez que tus cirujanos indican la cirugía reconstructiva, el miedo a recaer no debería considerarse como una opción en contra.

Si decido no hacer la reconstrucción mamaria, ¿qué ocurrirá?

Algunas mujeres no quieren considerar la reconstrucción mientras tienen que enfrentarse al tratamiento del cáncer. Si éste es tu caso, puedes esperar hasta completar todo tu tratamiento después de la cirugía del cáncer de seno, para decidir si te sometes o no, a una reconstrucción. Tanto en la reconstrucción inmediata como en la diferida el resultado final estético será, prácticamente, el mismo.

Muchas mujeres deciden que la reconstrucción del seno no es adecuada para ellas; tal vez no puedan, o no quieran someterse a más cirugías.

Si finalmente: decides no realizar la reconstrucción mamaria, puedes utilizar prótesis mamarias externas (postizos dentro del sujetador) que tengan la apariencia y la sensación de un seno natural. También puedes optar por no utilizar nada.

Tipos de Reconstrucción

Tu cirujano plástico revisará tus antecedentes médicos y valorará tu situación actual, y te explicará qué opciones reconstructivas son las más adecuadas para ti. Es importante tener una entrevista tranquila y distendida con tu cirujano, consultando acerca de lo que puedes esperar. Conversa francamente y asegúrate de expresar cualquier inquietud y prioridad que tengas acerca de la reconstrucción. Tu cirujano te explicará: los límites, riesgos y beneficios de cada opción y con ello podréis concluir qué tipo de reconstrucción es óptima para ti.

 

                     Dependiendo del momento de realización será Reconstrucción Inmediata o Diferida:

 

1.   Habitualmente, la reconstrucción se puede realizar durante el mismo acto quirúrgico de la mastectomía, de forma que dependiendo del tipo de reconstrucción elegido: la paciente sale del quirófano totalmente reconstruida o al menos habiendo iniciado la primera parte del proceso reconstructivo. Esto se denomina: Reconstrucción Inmediata.

La principal ventaja de este procedimiento es el aspecto psicológico, pues el impacto de la mastectomía se minimiza. Por otra parte, se puede adecuar mejor el tamaño de la cicatriz y conservar más cantidad de piel del seno, lo cual se traduce en mejor resultado estético.

 

2.   Reconstrucción Diferida: significa que se comienza la restauración del seno en una fecha posterior. Se indica cuando se considera la mejor opción para algunas mujeres. Puedes optar por retrasar la reconstrucción si:

  • No quieres considerar la reconstrucción mientras sobrellevas el tratamiento del cáncer. Con lo cual, se opta por esperar hasta después de la cirugía del cáncer de seno para decidir si te sometes a una reconstrucción.

• Presentas otros problemas de salud. Puede que por una u otra razón, tu cirujano sugiera que esperes, especialmente si fumas o tienes otros problemas asociados. Con el propósito de lograr una mejor recuperación, es mejor dejar de fumar al menos de dos a tres meses antes de llevar a cabo la cirugía reconstructiva.

  • Necesitas Radioterapia: En general, los cirujanos plásticos desaconsejan la reconstrucción inmediata si las pacientes necesitan Radioterapia después de la cirugía. La radiación puede causar complicaciones después de la cirugía, tal como demora en la recuperación y cicatrización de la herida, necrosis tisulares y contracturas capsulares. Esto reduce las probabilidades de buenos resultados. Las cirugías de reconstrucción con colgajo (utilizando otros tejidos del cuerpo para crear un nuevo seno) a menudo se retrasan hasta después de la radiación.

Técnicas de Reconstrucción

Existen diversos tipos de cirugía reconstructiva. El proceso de reconstrucción implica, en ocasiones, más de una operación, y un largo recorrido.

Tómate el tiempo suficiente para asimilar toda la información y confía en tu cirujano plástico para tomar la mejor decisión. Debes iniciar el proceso reconstructivo sólo después de estar totalmente informada.

Se pueden realizar varios tipos principales de operaciones para reconstruir la forma de tu seno o senos:

  • Implantes mamarios (utilizando prótesis de silicona o de suero salino)
  • Procedimientos de tejido autólogo (con los tejidos de tu propio cuerpo).
  • Implante protésico más tejido. A veces se emplea una combinación de un procedimiento de implante y de tejido (injertos grasos y/o colgajo) para obtener el mejor resultado.

Además, se pueden hacer procedimientos para la reconstrucción del pezón y la areola para ayudar a que la mama reconstruida se asemeje más al seno original, y la paciente se sienta mejor con sus nuevos senos.

RECONSTRUCCIÓN MAMARIA USANDO TU PROPIO TEJIDO

El tejido que se usa para un procedimiento de colgajo proviene de cualquier otra parte de tu cuerpo, como tu barriga o la espalda. Ha de ser de la misma persona y se considera un transplante de tejido (autólogo).

Puede ser en forma de colgajo ( tejido vascularizado compuesto por diferentes tejidos: músculo, grasa y piel) o sólo grasa (injerto graso- no vascularizado-).

En general, los colgajos requieren más tiempo quirúrgico y suponen una recuperación más prolongada que los procedimientos con implantes protésicos exclusivos. Pero cuando funcionan bien, éstos parecen más naturales y se comportan como el resto de tu cuerpo. Por ejemplo, pueden aumentar o disminuir de tamaño a medida que pierdes o ganas peso.

Si bien los colgajos de tejido a menudo se usan solo para reconstruir los senos, algunos procedimientos de colgajo se pueden usar junto con un implante de seno.

Estas operaciones dejan dos zonas quirúrgicas y cicatrices en ambas: una en el lugar de donde se extrajo el tejido (sitio donante) y la otra en el área de la mama reconstruida.

Las cicatrices comienzan a desaparecer con el transcurso del tiempo y pueden quedar muy disimuladas.

Debido a que se necesitan vasos sanguíneos sanos para el suministro sanguíneo del tejido, los procedimientos que implican tejidos pueden causar más problemas en las mujeres que fuman y en las mujeres que presentan diabetes no controlada, enfermedad vascular (circulación pobre) o enfermedades del tejido conectivo.

Tipos de procedimientos de colgajo de tejido

Los tipos más comunes de colgajo de tejido son:

  • Colgajo TRAM (músculo recto abdominal transverso): actualmente en desuso pues implica el sacrificio de un músculo muy útil.
  • Colgajo de Músculo Dorsal Ancho. Se utiliza el tejido de la parte superior de la espalda.

Otros procediemientos precisan técnicas de microcirugía y un equipo quirúrgico adecuado:

  • Colgajo DIEP (perforador epigástrico inferior profundo), los cuales usan tejido del abdomen (barriga).
  • Colgajo con tejido de los glúteos (GAP- Gluteal Artery Perforator Flap) o los muslos (TUG- transverse upper gracilis flap) , entre otros.

Transplantes de tejido graso

Se puede inyectar tejido graso de la propia paciente para revitalizar zona irradiadas y disminuir las complicaciones postquirúrgicas.

Así mismo, se puede inyectar en los colgajos de tejido para aumentar el volumen y no utilizar implantes protésicos.

RECONSTRUCCIÓN DE PEZÓN Y AUREOLA

Cuando se trata el cáncer de mama mediante una mastectomía, el pezón normalmente se extirpa junto con el resto del seno. Algunas mujeres podrían someterse a una mastectomía conservadora del pezón, donde el pezón se deja en su lugar.

Las reconstrucciones del pezón y de la areola son usualmente la fase final de la reconstrucción del seno. Ésta es otra cirugía que se realiza para lograr que el seno reconstruido se asemeje más al seno original. Se puede realizar como un procedimiento ambulatorio. Por lo general, esta reconstrucción se hace unos meses después de que se haya operado definitivamente el nuevo seno y haya adquirido su forma y lugar definitivo. El tejido que se usa para reconstruir el pezón y la areola proviene del seno recién creado o, con menor frecuencia, de otra parte del cuerpo. Si una mujer desea tener el mismo color del pezón y de la areola del otro seno, puede hacerse un tatuaje pocos meses después de la cirugía. Algunas mujeres optan por solo tener el tatuaje, sin la reconstrucción del pezón y la areola. Actualmente se realizan tatuajes de pezón y areola con efecto visual tridimensional que recrean al máximo este área.

Recuperación despúes de la Cirugía

PRECAUCIONES A TENER EN CUENTA

 

Probablemente te sentirás cansada y con dolor durante al menos dos o tres semanas después de la cirugía de los implantes, y durante algo más de tiempo después de los procedimientos de colgajos y/ o transplantes grasos (lo cual supone dos zonas con heridas quirúrgicas). Tu médico te administrará medicinas y antibióticos para ayudar a controlar el dolor, la inflamación y prevenir infecciones.

Dependiendo del tipo de cirugía al que te sometiste, probablemente estarás en condiciones de ir a casa en unos pocos días. Es posible que te den de alta con uno o más drenajes. Un

drenaje es un pequeño tubo que se coloca en la herida para extraer líquido adicional del lugar de la cirugía mientras sana. Si tienes inquietudes o preguntas, habla con tu médico o enfermera.

REGRESO A LA NORMALIDAD

Deberías estar recuperada en aproximadamente 6 a 8 semanas. Si se utilizaron implantes sin colgajos, puede que tu periodo de recuperación sea más corto.

Algunos aspectos que debes tener en cuenta:

  • La reconstrucción no restaura la sensibilidad normal a tu seno, pero es posible que se recupere algo de sensibilidad tras un periodo variable de tiempo.
  • Puedes tardar hasta unas semanas para que los hematomas y la inflamación desaparezcan. Trata de ser paciente hasta ver el resultado final.
  • La maduración de las cicatrices y los tejidos se puede demorar de 1 a 2 años , hasta que pasen casi desapercibidas.
  • Habla con tu cirujano sobre el tipo de sujetador que debes usar (algunas veces dependerá del tipo de cirugía que te hayan realizado). Después de sanar, puede que resulte incómodo usar sostenes con alambres de soporte y de encaje si ejercen presión sobre las cicatrices o rozan tu piel: no lo hagas. Utiliza prendas especializadas a propósito.

 

  • Sigue los consejos de tu cirujano en cuanto a cuándo retomar un programa de ejercicios de estiramiento, así como retomar el resto de tus actividades habituales, ya que ésto es diferente según el tipo de reconstrucción. Como regla general, debes evitar levantar objetos por encima de la cabeza, así como practicar deportes extenuantes durante 4 a 6 semanas después de la reconstrucción.
  • Las mujeres que se someten a la reconstrucción meses o años después de la mastectomía pueden pasar por un período de adaptación emocional una vez que se reconstruyan sus mamas. Del mismo modo que lleva tiempo a la mujer adaptarse a la pérdida de un seno, toma tiempo comenzar a aceptar que la mama reconstruida es suya.

Conversar con otras mujeres que se han sometido a una reconstrucción del seno puede ser beneficioso. Además, conversar con un profesional de la salud mental puede ayudarte a disipar la ansiedad y otros sentimientos de angustia.

  • Los implantes de silicona se pueden abrir o pueden tener un escape dentro del seno de forma inadvertida , sin causar ningún síntoma. Por lo general, los cirujanos te recomendarán los controles ideales para tu caso específico, en consonancia con los controles de tu enfermedad.
  • Consulta con tu médico si notas cualquier cambio en la piel nueva, inflamación,protuberancias, dolor o líquido que sale del seno, las axilas, o el lugar del injerto del colgajo, o si se presentan otros síntomas que te preocupen.

Para concluir, la reconstrucción mamaria es un proceso largo y arduo en ocasiones, pero finalmente satisfactorio para la mayoría de las mujeres.

Su principal objetivo es restaurar la función estética, social y personal de los senos, con el propósito final de que la paciente se sienta definitivamente curada y libre de enfermedad y sus secuelas.

Durante este proceso te has de sentir acompañada, comprendida y apoyada por todo el equipo.

Y sobre todo, has de saber que durante todo este proceso: 

#tuereslaprotagonista

¿quieres colaborar con nosotros?

Si quieres colaborar con AMOH tienes distintas modalidades de hacerlo, a tu manera, tú decides cómo y cuándo, para nosotros todas las colaboraciones son un rayo de luz que nos ayuda a seguir con nuestra misión y si quieres, también puedes hacerla tuya. Gracias por estar ahí.

Suscríbete a nuestra Newsletter

Si te suscribes recibirás nuestra news mensual donde te informaremos de todos los eventos, actividades que realizaremos además de las novedades y noticias destacadas. Infórmate sobre el cáncer de mama, ovario y hereditario.

#queremoscortarlacadena #soyamoh #investigacionyvida